Una reflexión de hace  dos años que, desgraciadamente, sigue vigente...

Mi dios

Jamás podría apuntarme al dios del PePé, ni al de la CoCa. Acabaría calcinada en las calderas del infierno, porque es el suyo un dios miserable e interesado; un dios falto de ideas, al que sólo se le ocurre enjuiciar y señalar con el dedo. Un dios con esas actitudes no es buena compañía, así que me empeño en difundir entre ellos la fe por mi dios, en la esperanza de sumarlos a mi credo.

Mi dios no se enfada porque las mujeres que deseen abortar lo hagan; mi dios perdona a las hijas de sus militantes que abortan en Londres ―o dios sabe dónde―. Mi dios no sojuzga a sus vástagos homosexuales, mariquitas, lesbianas, travestidos, transexuales… Muy al contrario, ve con buenos ojos que compartan cama con la persona que desean, que se casen, que adopten hijos. Mi dios anima a las personas que están presas dentro de un cuerpo que no les corresponde a que lo cambien. Y no los castigará.

Mi dios, como Jesús, es hermano de las trabajadoras del sexo, y, sí, está muy disgustado al ver en qué condiciones ejercen su profesión: sin derechos, sin regulación laboral, sin nada. Muy enfadado porque quieren mandarlas de nuevo a los sótanos oscuros de infecciones, como ratas; porque sabe que no van suprimir la profesión más antigua del mundo de semejante manera, por más que se empeñen los sátiros lujuriosos de doble moral, ¡qué arrogantes!

Mi dios dice, también, que el amor no se impone, y que la cruzada de la fe en las escuelas es un error. Y no quiere, no quiere que en los colegios se obligue a niños y niñas inocentes a imaginar un dios que no perdona, que castiga y mete miedo: predican un dios falso. Predican mentiras.   

Mi dios todopoderoso, en su divina ira, no practicará lobotomía,  ni extirpará las gónadas a violadores, pederastas y asesinos de mujeres. No arruinará a los mezquinos avaros que atesoran riqueza privando a tantas personas de pan y techo. Mi dios no castigará sin piedad a los corruptos, despojándolos de bienes e influencias, ni perseguirá con saña a los irresponsables representantes públicos que practican la prevaricación y aceptan sobornos de los mercachifles del cemento. Mi dios no enjuicia, ni exige responsabilidades a políticos ineptos, manipuladores, infames e ignorantes, soberbios hasta la ceguera, estúpidos que desoyen la sensatez y las voces que claman honestidad y bienhacer.

No les enviará siquiera la más leve de sus plagas.

Por más que se lo pido cada día, mi dios no los castigará.

Y alguien tiene que hacerlo.

Visitas: 17

Comentario por Andrea Caré el febrero 15, 2012 a las 5:52pm

Qué de verdades en tu texto y cuánta pena de que aun tenga vigencia!

Gracias por compartirlo. Un abrazo!

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de RedSexpresan para añadir comentarios!

Participar en RedSexpresan


Es una red social comunitaria para la educación y atención afectiva sexual  y los derechos sexuales del S.XXI.


     - Presentación
     - Objetivos y utilidades
     - Criterios de uso
     - Contacto

Mapa de recursos para la educación afectivo sexual






Ver Recursos Educ. afectivo-sexual de Canarias en un mapa más grande

Estamos construyendo una MAPA COMUNITARIO DE RECURSOS DE EDUCACIÓN AFECTIVO-SEXUAL. Para añadir el tuyo envíanoslo a redsexpresan@gmail.com

NOSOTRAS DECIDIMOS

Miembros

© 2020   Creado por Colectivo Harimaguada.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio